Avanza el debate para la sanción de la emergencia en seguridad

El ministro de Seguridad de Santa Fe, Jorge Lagna, se reunió con diputados de todos los bloques para discutir los borradores de los proyectos de emergencia en materia de seguridad pública y en el Servicio Penitenciario. "Nos llevamos la tarea", señaló Lagna. La oposición quedó disconforme con las explicaciones.
jorga-lagna-camara-diputadosjpg

El ministro de Seguridad de la provincia de Santa Fe, Jorge Lagna, se reunió este miércoles con diputados de todos los bloques políticos para discutir los borradores de los proyectos para declarar la emergencia en materia de seguridad pública y en el Servicio Penitenciario.
 
En el encuentro se avanzó en la discusión de los proyectos, uno de los cuales –la emergencia en seguridad– ya tiene media sanción del Senado. No hubo acuerdos definitivos, pero el ministro Lagna reconoció los avances y se comprometió a enviar a la brevedad la información que le solicitaron los diputados, especialmente en lo referido al acotamiento de los plazos para la compra de equipamientos.

Por otro lado, el funcionario provincial puso énfasis en que se necesitan “más recursos y más tecnología para atacar el delito de guante blanco” y además hizo hincapié en la posibilidad de que la Legislatura autorice al Ministerio de Seguridad a destinar parte de sus recursos al otorgamiento de suplementos adicionales para la Policía.

Al finalizar la reunión, Lagna admitió que la provincia se encuentra ante “una situación excepcional de violencia en barrios puntuales de Rosario y Santa Fe, que es multicausal. Hablar hoy de que es una situación que se vive a partir de este gobierno, sería una insensatez. El delito organizado y el narcotráfico vienen desde hace una década y hay que atacarlos desde todos los puntos, especialmente al delito de guante blanco”.

Los legisladores de la oposición se fueron algo disconformes con las respuestas de Lagna. “Nunca se puede dar todo en dos horas –aclaró el ministro–. Para explicar un plan de seguridad tenemos que estar mucho tiempo. Cada punto de nuestro plan, el aspecto humano, la capacitación, los nuevos planes para profesionalizar a la Policía, el sato tecnológico, el equipamiento, más policías y más patrulleros en la calle, no se puede resumir en un ratito”.

Sobre los proyectos para declarar las emergencias en seguridad y en el Servicio Penitenciario, Lagna señaló: “Lo importante es que nos escuchamos y vamos a elaborar un proyecto para la sanción de una ley de emergencia. Vamos a elaborar las prioridades que nosotros queremos. Necesitamos acotar algunos procedimientos de compras y tener herramientas para mejorar los ingresos de los policías en una situación muy difícil. Ser policía hoy es más difícil que en otros tiempos, por la situación de violencia que hay en algunas ciudades”.

Aún sin ley de emergencia, el gobierno ya está avanzando en licitaciones para la compra de patrulleros y drones. Pero además el ministro Lagna dijo que necesita “más celeridad en los proyectos que tenemos para reabrir comisarías, para poner en valor edificios y dar suplementos especiales a los agentes de la Policía”.

“Vamos a venir con un borrador para que los legisladores traten pedidos concretos nuestros. No nos sirve una ley de emergencia por la ley en sí misma, prefiero que no salga una ley sino va a atender las necesidades que estamos planteando. Nos llevamos la tarea”, añadió el funcionario provincial.

La principal meta del ministro de Seguridad es contar con más herramientas para perseguir el delito complejo: “Necesitamos más recursos y más tecnología para atacar el delito de guante blanco y el lavado de dinero, porque si no es algo de nunca acabar”.

La oposición, preocupada

El diputado de la UCR y ex ministro de Seguridad Maximiliano Pullaro señaló tras el encuentro que “se abordaron distintos temas, con distintas miradas que hay sobre la problemática de la seguridad pública, una problemática que nos preocupa a todos”.

“Muchos salimos preocupados –reconoció Pullaro–, más allá de la buena voluntad o del esfuerzo que le está poniendo el ministro Lagna; sinceramente parece que desconoce que fue parte de la gestión de Marcelo Sain y de Omar Perotti y parecería que se plantea una refundación del Ministerio de Seguridad, como si estos dos años no los hubiese administrado el peronismo en la provincia de Santa Fe”.

Para el ex ministro, esa situación es “grave” porque “cuando uno planifica políticas públicas desde el Estado, lo hace fundamentalmente para cuatro años. Debatimos mucho los alcances de la ley de emergencia y después el tema fue derivando en otras problemáticas que viven los santafesinos todos los días”.

Doble comando

Por su parte, el jefe del bloque de diputados socialistas, Joaquín Blanco, dijo que la gestión del Ministerio de Seguridad “no termina de arrancar” y criticó: “Es un equipo que se está conformando con demasiada lentitud, hasta el día de hoy se están designando funcionarios en áreas claves. En ese marco le preguntamos para qué es la ley de emergencia en seguridad, porque no hay precisiones. Le pedimos y le dimos (a Lagna) la tarea de que detalle todas las compras que quiere realizar de manera rápida y excepcional y se comprometió en hacerlo”.

“Por otro lado –siguió Blanco–, le planteamos la cuestión política: es fundamental que no vuelva a pasar lo que pasó en estos 24 meses en los cuales en el Ministerio de Seguridad había doble comando. Primero fue Sain con Sarnaglia, después fue Lagna con Montenegro. Es necesario que haya una única conducción política en cabeza del ministro de Seguridad y que eso sea ordenador para las fuerzas policiales, para el Servicio Penitenciario, pero también para toda la población”.

Fuente: Aire de Santa Fe 

Más de Radio San Vicente