“Fue la paritaria más compleja y difícil de los últimos 15 años”

FESTRAM pudo llegar a un acuerdo con intendentes y comunas, en lo que se entiende, fue la negociación más rebuscada de los últimos años. Darío Cocco, secretario general del SEOM Rafaela, dijo que “la oferta que se concretó era mucho más parecida a lo que nosotros estábamos exigiendo”.

Los trabajadores municipales de la Provincia de Santa Fe fueron noticia a la parte de la pandemia de Coronavirus. A lo largo de estos diez meses fuimos conociendo todos los encuentros paritarios que mantuvieron con los intendentes y presidentes comunales, donde estuvieron siempre de un acuerdo. Pasaron 20 encuentros y se concretaron 13 días, en total, de paros, generando distintas miradas en la sociedad.

Pero en la noche del miércoles, los representantes de ambas partes establecieron un acuerdo salarial, en el marco que fija las condiciones salariales y formas de pago mínimas, para la totalidad de los trabajadores de Municipios y Comunas de la Provincia de Santa Fe, por lo que a partir de ahora los Sindicatos quedan facultados para obtener mejoras superiores al acuerdo de referencia. Así también, constituyendo la negociación colectiva un piso, de ninguna manera se podrán reducir los salarios superiores al presente acuerdo. “La verdad que fue la paritaria más compleja de los últimos 15 años, entendemos que hay varios factores que la han dificultado, pero sinceramente llegar a algún tipo de acuerdo en este contexto nos ha sido muy difícil. Nosotros veníamos sosteniendo desde el primer momento -desde la primera reunión paritaria, en marzo- que los aumentos tenían que ser a básicos, tenían que ser remunerativos, bonificables, porque para nosotros es fundamental que esto impacte en todos los trabajadores activos y pasivos municipales y comunales de la Provincia. De ahí comenzó una serie de incordios, de dificultades, donde se nos ofreció siempre, hasta último momento, sumas en negro, no remunerativas, no bonificables, que no impactaban en las cajas y sobre todo en la obra social, que para nosotros es fundamental. Después de mucho tiempo, cerca de veinte reuniones paritarias y 13 días de paro Provincial, la oferta que se concretó era mucho más parecida a lo que nosotros estábamos exigiendo; que era culminar el año con un aumento a básico, que impacte en las cajas y la obra social, que lo puedan llevar en el aguinaldo, y que nos deje con la paritaria del 2020 totalmente cerrada”, explicó en primera instancia el secretario general del Seom, Darío Cocco.

Sobre el acuerdo

El Incremento Salarial consiste en un aumento del 20% (veinte por ciento) sobre la política salarial vigente en cada jurisdicción. Este aumento del 20% se abonará en 2 tramos: 18% en diciembre de 2020, complementando el restante 2% con los haberes del mes de enero de 2021. Habrá una suma fija no remunerativa y no bonificable de $5.000 (pesos cinco mil) para todo el personal activo (permanente, contratados y eventuales), en los meses de septiembre, octubre y noviembre de 2020. El monto correspondiente a septiembre se abonará por planilla complementaria y los correspondientes a octubre y noviembre se pagarán junto con los haberes de cada uno de esos meses. Los pasivos percibirán en ese período un monto de $ 3.000 durante los meses descriptos y el 20% de sus retribuciones de la misma manera que el sector activo. “Este bono de $5.000 lo van a pagar las cajas, y lo van a cobrar todos los jubilados, tanto a los bonos como al 20% a partir de diciembre, así que eso era muy importante para nosotros. Más allá de que después cada gremio pueda seguir con la paritaria, incluso nosotros a nivel local vamos a seguir, vamos a ver si hay algún tipo de acuerdo para construir alguna mejora para los trabajadores de Rafaela, las 45 comunas y Esperanza, pero es fundamental tener un acta paritaria a nivel provincial que pueda contener y llegarles a los 45 mil trabajadores que tenemos”, sostuvo Cocco a Diario CASTELLANOS.
Recordemos que el incremento del 20% indicado es remunerativo y bonificable, real y efectivo, (el porcentaje se aplica sobre los salarios que ya contienen el total de la inflación de 53,1% producida en 2019) que correspondían al mes de diciembre 2019, abonados durante enero del corriente año.

De cara a fin de año

Cocco dijo que por ahora no habrá más medidas de fuerza: “Hemos llegado a un acuerdo provincial, si bien está el referéndum de un plenario de secretarios generales que tenemos esta tarde, entendemos que el acuerdo es óptimo, más allá de que no es lo que estábamos buscando, dista mucho de lo que nosotros pretendíamos, pero entendemos el contexto, tenemos la comprensión de la situación que estamos viviendo, atravesada por la pandemia y por la crisis económica que vive Argentina. Pero sí para nosotros es fundamental finalizar el año 2020 y comenzar el 2021 con un acuerdo totalmente a básico, que lo puedan cobrar con todos los suplementos o adicional que tenga cada trabajador, y que impacte directamente sobre los jubilados. Así que desde ese lugar no vamos a generar ningún tipo de medidas de fuerza”, sostuvo el rafaelino, y agregó que “nosotros pretendíamos la cláusula gatillo o por lo menos un porcentaje que pare la inflación acumulada. Dadas las circunstancias y las problemáticas que estamos teniendo en general, tuvimos que llegar a un acuerdo que está un poco lejos de lo que pretendíamos. También entendíamos que todos los compañeros están pasando por una situación muy compleja, en el cual debían tener dinero en forma urgente en los salarios, porque hace diez meses que no teníamos ningún tipo de incremento salarial, el poder adquisitivo se ha perdido drásticamente. Entonces, desde ese punto necesitamos que impacte no solo sobre los activos, sino también sobre los pasivos. Y bueno, está abierta la mesa de paritaria, nosotros tenemos una paritaria local, con las comunas y Esperanza, en la cual debemos seguir trabajando sobre nombramientos, concursos, un montón de mejoras que tienen que ver con lo cotidiano y lo local. Es importante siempre dejar abierta la puerta del diálogo y de la construcción en conjunto”, finalizó Cocco.
Vale mencionar que este aumento corresponde a la política salarial del año 2020 para el personal activo (planta permanente, contratados, eventuales y/u otra modalidad de contratación) de todos los Municipios y Comunas de la Provincia de Santa Fe. De la misma manera, el aumento pactado, eleva el Salario Mínimo Garantizado de Bolsillo llevándolo a la suma de $34.394 para los meses de septiembre, octubre y noviembre. A partir del mes de diciembre ascenderá a $34.684.- y al mes de enero 2021 ascenderá a $35.272.- (excluyendo Horas Extras, Asignaciones Familiares y Presentismo).

Trabajos con la obra social

El titular del Sindicato de Obreros Municipales de nuestra ciudad, hizo referencia a la obra social del gremio de los trabajadores, donde expresó que “mediante un trabajo que hemos hecho en conjunto con el departamento ejecutivo, hemos logrado que la prestadora de servicios nuestra, la ART, considere los casos de Covid, y trabajamos también para cada caso o tratar de generar en cada lugar, más allá de que es real que los acontecimientos diarios y lo dinámico que es esto nos van generando incordios que no son sencillos de solucionar, o por lo menos de forma inmediata”, dijo Cocco y añadió que “estamos trabajando para poder contener a todos los compañeros, en virtud de esta problemática totalmente nueva que es la pandemia, y que creo hemos construido herramientas legales y de consenso para poder cuidarlos en su salud. No es sencillo, porque es muy amplio, la Municipalidad de Rafaela es la empresa más grande del departamento Castellanos, y de algunos más también, entonces dado a la diversidad de trabajos que tenemos y la complejidad, es difícil cubrir y cuidar absolutamente a todos de la manera que deberíamos, más allá de que estamos haciendo un esfuerzo enorme para estar al lado de todos los trabajadores”, marcó.

A modo de cierre, el titular del SEOM manifestó que “nosotros hicimos un gran trabajo con IAPOS, también con el departamento ejecutivo, por ejemplo, una de las funciones nuevas que tenemos es la línea 147 para tratar de descomprimir el 107, lamentablemente todo está colapsando, porque la cantidad de casos que tenemos en Rafaela excede la posibilidad, y no estábamos acostumbrados ni preparados para poder sostener todo esto, si bien tuvimos unos meses sin casos, entendemos que es compleja la situación, y que va generando un montón de inconvenientes que hoy no podemos solucionarlos. Desde ese lugar, estamos trabajando con la organización para poder darle respuesta a todos los inconvenientes nuevos que tienen los trabajadores. También tuvimos que reconstruirnos, esto es un armado totalmente distinto a lo que veníamos haciendo, y tratamos desde todos los lugares, tanto la obra social, como CAEPAM, como SEOM, de sostener absolutamente todas las consultas y cuidarnos. Principalmente, entendemos que hay que generar una consciencia en todos los trabajadores de que tienen que cuidarse, que es lo que principalmente nos ha costado mucho, y después darles todos los elementos de protección y todos los protocolos para que así sea. Permanentemente tenemos gente directamente en contacto con la atención al público, y eso genera también un trabajo enorme porque la verdad que los contagios vienen, generalmente, en un porcentaje muy alto desde la atención al público. Es un esfuerzo enorme que estamos haciendo absolutamente todos para tratar de contener y salir lo más rápido posible de esta situación”, finalizó.

Fuente: Diario Castellanos 

Más de Radio San Vicente