Provincia quiere sostener la presencialidad

La Ministra de Educación provincial explicó que la decisión no es pedagógica sino epidemiológica. También admitió que los números preocupan.

Pese al reclamo de los gremios docentes, la ministra de Educación de Santa Fe, Adriana Cantero, ratificó este jueves el sistema de presencialidad bimodal en las escuelas de la Provincia al sostener que la decisión de suspender el ciclo lectivo, no para por una decisión pedagógica sino sanitaria. Destacó que el 98% de los docentes titulares interinos están vacunados y el próximo paso será inocular a los reemplazantes. “Hay que aprender a cuidarse afuera de las escuelas”, recomendó.
El pedido de los gremios para cesar el esquema de presencialidad surgió a raíz de la situación epidemiológica que atraviesa la provincia, con mayor alerta en el centro y sur santafesino. 
Más allá del reclamo gremial, la titular de la cartera educativa argumentó: “Vamos a sostener presencialidad, que al tener esta bimodalidad ya tiene una restricción. No es presencialidad plena sino alternada”. En tal sentido, Cantero explicó y sostuvo que están “muy atentos a lo que digan las autoridades sanitarias, ya que la decisión no es pedagógica, si ellos dicen que hay que tomar más restricciones se hará”, dijo.
Respecto a la cifra de casos apuntada dentro de las instituciones educativas, Cantero sostuvo que “es un número manejable y está indicado en el muy buen funcionamiento del protocolo y también en el impacto positivo en la campaña de vacunación”, en la emisora LT8. En ese sentido, destacó que “Santa Fe es la primer provincia que puede decir que tiene más del 98% de titulares interinos vacunados y que ya está empezando con los docentes reemplazantes”, y que “en el dispositivo escolar eso se ve”.
No obstante, Cantero reconoció que “los indicadores de contagios son un tema de preocupación” para la comunidad educativa y por tal motivo “se analizan y monitorean semana a semana todas las escuelas. Dentro del sector estatal de unas 46.000 burbujas la semana pasada tuvimos en aislamiento de 636, es un 1,5% aproximadamente. Teniendo a todos los docentes vacunados y un buen protocolo educativo nos permite manejar la situación escolar”.
También reconoció que “la escuela no está aislada de la comunidad, si los contagios siguen en crecimiento obviamente va a impactar también en la vida escolar. Hay que aprender a cuidarse afuera de las escuelas para que la presencialidad pueda ser sostenida”. FUENTE: CASTELLANOS.

Más de Radio San Vicente