Nuevas restricciones: Santa Fe suspende clases y restringe circulación y negocios

No habrá más presencialidad desde este miércoles en Rosario y la capital. Desde el jueves, sólo podrán circular en vehículos las personas esenciales; los locales cerrarán a las 17 y los bares, a las 19, en toda la provincia.
omar-perotti-gobernador-de-la___1rWn79D8F_640x361__1

El gobernador de Santa Fe, Omar Perotti, dispuso en la noche de este martes endurecer las restricciones, tras escuchar reclamos de médicos por el colapso sanitario en Rosario, la capital provincial y Rafaela por el recrudecimiento la segunda ola de coronavirus, por lo que incluyó el cierre nocturno de la gastronomía y la suspensión de clases presenciales desde este jueves 20 de mayo hasta el 30 de mayo.

Ante la urgencia de revertir el nivel de contagios en la provincia, los santafesinos pasan a tener una Fase 1 moderada por un plazo de diez días.

Entre las medidas dispuestas figura la suspensión de la actividad comercial en centros comerciales, paseos, shoppings y establecimientos afines, al tiempo que los locales gastronómicos sólo podrán funcionar entre las 6:00 y las 19:00.

Además, "en todo el territorio provincial desde las 0:00 del 20 hasta el 30 de mayo inclusive, queda restringida la circulación vehicular en la vía pública, a toda persona que no realice actividades autorizadas.

En ese sentido, el Gobierno santafesino aclaró que "quedan exceptuadas de la restricción quienes cumplan con su actividad laboral y quienes estén debidamente justificadas por una situación de fuerza mayor (incluyendo asistencia médica, farmacéutica y cuidado de personas)".

Respecto a las clases presenciales, quedaron suspendidas "en los niveles Inicial, Primario, Secundario y Superior y en sus Modalidades Educativas asociadas, a excepción de la Modalidad Especial, desde el 19 de mayo del corriente hasta que este alerta perdure, en los Departamentos La Capital, Rosario, San Lorenzo y en las localidades de Rafaela, Villa Minetti y María Teresa, atento al grado de alerta sanitaria registrada.".

En cuanto a las actividades recreativas "se suspende la práctica de deportes grupales de contacto (al aire libre y en espacios cerrados), y las competencias deportivas provinciales, zonales o locales de carácter profesional o amateur, no habilitadas expresamente por las autoridades nacionales".

"También se suspende el funcionamiento de clubes, gimnasios y otros establecimientos afines, incluidas las actividades al aire libre; las actividades náuticas, pesca deportiva y recreativa en modalidad costa y embarcados, actividades de los clubes deportivos vinculados a las mismas y de guarderías náuticas", agregó.

Asimismo, "se prohíben los encuentros sociales y familiares en lugares cerrados o al aire libre".

Con estas decisiones, el objetivo es reducir la circulación de personas para evitar el crecimiento de los contagios, lo que lleva a una mayor ocupación de camas críticas, que se encuentran al borde del colapso.

Estas medidas, surgieron tras una reunión que Perotti mantuvo con intendentes en medio de un pedido de acciones "más estrictas" por parte de médicos de centros de salud locales, que advierten que ya no disponen de más personal para la atención en las terapias intensivas, donde los pacientes cada vez son "más jóvenes", con un promedio de 50 años y necesitan "más días de internación", alrededor de 21.

Para expresar la gravedad de lo que está sucediendo, personal médico precisó que en Santa Fe "lamentablemente las camas se liberan por fallecimientos y no por altas".

En ese cuadro de crisis, no se descarta que se dispongan que las clases dejen de ser presenciales y pasen a la virtualidad para todos los niveles de educación al menos durante diez días.

En tanto que se decidirá la suspensión de las actividades recreativas y deportivas, mientras que seguiría la prohibición de la circulación vehicular desde las 20 horario que podría reducirse al máximo posible.

Este lunes se confirmó el 100 por ciento de la ocupación de camas críticas en Rosario, tanto en el sector público como en el privado, con un alto nivel de movimiento de gente en las calles.

Este martes el Ministerio de Salud santafesino reportó su cifra máxima de casos en lo que va en la pandemia: 3.278 positivos en 24 horas, por lo que el total de infectados ascendió a 307.745.

En tanto, el reporte consignó 23 nuevos fallecidos y el acumulado es de 4.903 víctimas fatales.

Al respecto, el director de tercer nivel de salud del Ministerio Salud de Santa Fe, Rodrigo Mediavilla, indicó a Cadena 3 que “ahora hay más pacientes en terapia por Covid que de otras patologías”.

“Estamos teniendo un altísimo estrés sanitario, hay cero camas públicas y privadas en Santa Fe capital, ninguna cama pública y algunas privadas en Rosario y en Rafaela queda una sola cama pública”, manifestó.

Más de Radio San Vicente